El frontman de Overkill, Bobby “Blitz” Ellsworth dice que no meterá temas políticos en sus letras porque no quiere “invadir” las ideas de la gente:

“Me encanta la política. Desde antes de la universidad, ya en el instituto me interesaba y la seguía. Creo que es porque me gusta la historia, y si te gusta, la equiparas con la política actual. Para mí es algo muy interesante pero no me veo capaz de contar a la gente cuáles son mis puntos de vista o cuál es mi posición en algo. Las ideas políticas deben ser personales y ningún artista debe influir en ellas.”

Añade: “La gente que hace tres o cuatro discos y se vuelve exitosa cree que entonces, de repente, es más inteligente (risas) y no es así. Tú eres el mismo. Claro que has crecido pero eso no te hace automáticamente más inteligente en política como para influir a la gente. Pienso que es un pecado, porque es una elección individual, así que no voy meter política en mis letras.”

En 2010 Ellsworth declaró que no era seguidor de Barack Obama, llamó al entonces presidente “mentiroso” y se quejó de que en dos meses había subido los impuestos a la clase media y de su plan de salud. También comentó que, para él, los demócratas eran unos “elitistas” y que no estaban junto al típico americano autónomo, con el que trabaja por su cuenta (“piensan que somos menos educados que ellos porque hablamos peor”). Y criticó al actor Leonardo DiCaprio por apoyar a los demócratas: “Nos dice que no gastemos tanto papael higiénico cuando él es dueño de nueve putas casas.”

Resulta curiosa, dadas estas declaraciones, la foto de cuando era joven y criticaba al expresidente conservador Bush.