Escribimos sobre ellos hace unos meses y poco después recibimos la edición física de su disco “Política del no”, publicado este mismo año por Rock CD. Ha pasado pues algún tiempo, pero la obra de Escaramuza resucita con el calor para hacernos bailar a ritmo de Punk y Rock…, que por cierto no siempre va junto ni necesariamente suma por norma la etiqueta Punk-Rock.

Cual si estuviéramos en la terraza vallecana del Jimmy Jazz, escuchamos su single y primer tema del CD, “Skaramuz@s”, y nos preparamos para catorce proclamas de contenido social, que tan pronto opinan sobre el maltrato a los animales y el Toro de la Vega -obviamos decir de qué lado de la razón está el cuarteto- como sobre la “ley mordaza” y otros abusos del poder en la canción que da título al álbum.

Hay un latido libertario e incluso anarquista en los textos de Santi, su letrista único salvo en tres de las ocasiones, que revela su pensamiento político en composiciones como “Ávidas cicatrices”, “Tiempo y libertad” o “Ten cuidado”.

Los mensajes son rotundos y justicieros. No se libra “El cuervo eskirol” que engañó a la clase trabajadora con la conculcación de sus derechos ni tampoco el olvido que algunos pretenden para privar de dramatismo a lo ocurrido durante la Guerra Civil en Madrid y Extremadura (“Memoria con insomnio”, a propósito del debate sobre la memoria histórica). Una ocasión así merecía la participación de Fernando “Reincidentes” y Matrako “The Birra’s Terror”.

“El cáncer es él” trata sobre el tratamiento de la enfermedad en relación a la atención sanitaria pública, un asunto que poco o nada abordan los grupos de este estilo. También resultan interesantes sus reflexiones sobre lo que implica vivir “Solo en sociedad”, como tantos y tantos miles de personas sin techo. La nobleza animal de una mascota fiel ilumina “La carta de Jack”, mientras que la muerte de “Cada vida” torna en sombras los miedos del ser humano.

De “Abortos en el Congreso” poco hay que añadir que no aclare el propio título, salvo el importante detalle de que la pista se repite al final del repertorio, esta vez como “Abortos en el Congreso compañer@s” -con la participación de Sheila (vocalista de Corazón de Acero), Iovis al saxo, José y su flauta travesera y las voces y coros de Yoli, Inés, Esther y Tania-.

Samuel (guitarra y voz), Santi (bajo y voz), Lolo (guitarra y voz) y Miguel (batería y voz) tienen una forma muy particular de componer, en la que es importante la dualidad de registros interpretativos, uno muy similar al del Evaristo de los primeros discos de La Polla Records y otra más gutural y rota para aumentar el contraste.

Santi firma la producción de la grabación junto a Álex, mientras en la nómina de ayudantes ocasionales figura un solo de guitarra de Peter -del grupo Corazón de Acero-, banda en la que también milita Óskar (Lobo), batería en un par de temas. Otro colega tras los bombos es Óscar Camarero, quien es ocupó de once de las baquetas y percusiones de “Política del No” como antiguo miembro de la formación que es. A su actual titular únicamente le dio tiempo a grabar una de las pistas: “Sólo en sociedad”.

Por su parte, el ya citado Álex aporta un solo de guitarra a “La carta de Jack”, momento de estudio en el que Jesús (Hora Límite) toca el teclado.

Leo Cebrián Sanz