Tenemos información de primera mano bastante reciente respecto al sustituto de Zeta en Mägo de Oz, lo que ya ha hecho disparar las alarmas respecto a que Mägo estén planteándose un hipotético cambio de titular en el micrófono. Quienes le han visto en directo hablan de un excelente intérprete, tan válido o más que el actual titular del puesto. Para quienes no lo sepan, cabe recordar que el vocalista del grupo sufre desde hace semanas una extraña salmonelosis “de ida y vuelta” que le ha hecho causar baja en varios de los conciertos programados en la gira de verano de los madrileños.

Rubén Kelsen, cantante de la banda Débler, fue quien se encargó de suplir la vacante por primera vez en Gijón el pasado 30 de junio y por última de momento en el festival Quixote Rock, celebrado el pasado 30 de julio en Pedro Muñoz (Ciudad Real). Rubén ha obtenido valoraciones muy positivas de su trabajo junto a la formación que comanda Txus de Fellatio. Además, el destino ha querido que en este movido mes de julio Débler y Mägo hayan compartido festival el día 22 de Noblejas (Toledo). Por si fuera poco, el pasado 15 de mayo Zeta y Rubén cantaron juntos “Satania” en San Sebastián de los Reyes (Madrid).

El batería es de hecho el padrino artístico de Débler, un proyecto de Metal Sinfónico que se encuentra presentando su primer disco de estudio, titulado en latín ‘Noctem Diaboli’, y que fundamenta su temática en la película “El cuervo”. Este quinteto de voz, guitarra, bajo y violín nació en 2013 y al cabo de sólo unos meses presentaba una maqueta de cuatro temas basada en la obra literaria “El retrato de Dorian Grey”, de Óscar Wilde.

Como siempre que Mägo de Oz genera una noticia, antes que la propia noticia llegan a las redes las especulaciones y comentarios de sus seguidores. En esta ocasión ya hay quien ve una operación encubierta de promoción de Rubén frente a Zeta, aunque por supuesto no se ha producido ningún comunicado ni gesto o declaración de los creadores de “Finisterra” que otorgue credibilidad alguna a los rumores. Lo único que está claro es que el principal beneficiado de todo este hipotético lío es el propio Rubén y por ende su banda Débler, a la que esta inesperada trascendencia ha sacado del desconocimiento general del público.

Leo Cebrián Sanz