Siempre nos estamos quejando de que los grandes festivales repiten una y otra vez el mismo cartel, pero hay otros eventos más modestos que sin embargo demuestran una valentía envidiable a la hora de contratar a nuevos grupos y fomentar la renovación generacional. Es el caso del Ripollet Rock, una veterana convocatoria gratuita que alcanza ya su vigésimo cuarta edición. Se celebra hoy mismo, viernes 26 de agosto, en el Parc Dels Pinetons de la localidad barcelonesa que da nombre al acontecimiento.

El cartel del presente año se caracteriza por su carácter abierto y heterogéneo: Tabü -grupo local de Hard Rock-, Blaze Out -Metal de la Ciudad Condal-, Lords of Black -banda madrileña en la que milita el también vocalista actual de Rainbow Ronnie Romero-, el Power Metal de los griegos Firewind como cabezas de cartel y el gran atractivo del “festi”, una formación de Metal Progresivo y Power procedente de Túnez, y cuyo nombre es Myrath.

Se trata de un combo de metal progresivo nacido en el país árabe en torno a 2001, que desde entonces ha desafiado las cortapisas culturales de su ambiente más cercano para demostrar que con el talento se superan todas las fronteras y prejuicios. Naturales de la ciudad de Ezzhara, Myrath ha editado un EP (2005) y cuatro  discos completos entre 2007 y 2016. Actualmente promocionan su último trabajo, titulado ‘Legacy’, que les ha permitido girar como artista de apertura de Symphony X en su European Tour.

Nos encanta recibir en España a esta banda de ‘Oriental Metal’, tal y como ellos se han definido. El ‘Global Metal’ del que hablaba el documental de Sam Dunn tiene ya unos nuevos héroes de la diferencia y la personalidad, como en su día lo fueron también los israelíes Orphaned Land.