Preguntado Biff Byford –cantante de Saxon– por las razones que hicieron que su grupo no llegara a las cotas de ventas, popularidad, etc. que sí consiguió Iron Maiden, ha dicho:

“Sencillamente creo que tenían un fantástico equipo trabajando para ellos, y lo siguen teniendo. Creo que eso marcó la diferencia, lo hicieron mejor. No creo que ellos estuviesen rodeados de aduladores y personal que a todo les decían ‘sí’. A nosotros sí nos tocaron este tipo de personas y creo que nos perdimos un poco en la forma de escribir canciones y grabarlas. Nos hubiera ido mejor si hubiésemos trabajado con un equipo ‘de ganadores’. Quizá no tuvo que ver con lo musical ni con la moda, sino que ellos tenían a la gente correcta en el momento y sitio adecuados trabajando para ellos. Ellos realmente apostaron por EE. UU. y nosotros lo hicimos al cincuenta por ciento. Recordemos que a principios de los ochenta, probablemente, nosotros éramos más grandes que ellos en Europa. Tan solo se dio así, esa fue la bola que salió, como se suele decir.”

Cuestionado acerca de por qué les costó tanto abrir el mercado norteamericano, dice Byford:

“No es una pregunta para mí. No lo sé. Nosotros teníamos las canciones: ‘Power & The Glory’, ‘Wheels Of Steel’, ‘Strong Arm Of The Law’, ‘Princess Of The Night’, ‘Denim And Leather’… Sencillamente pienso que fue cosa de la compañía discográfica y del equipo que nos rodeó. No había razones por las que Saxon no pudiese llegar a ser ‘multiplatino’ en EE. UU., ninguna en absoluto… Bueno, aparte de nuestra propia ingenuidad.”

Sigue Biff: “`Power & the glory´(1983) llegó alto en las listas estadounidenses y ‘Crusaders’ también. Pero nosotros no lo supimos manejar para llegar al estatus de ‘platino’, eso fue todo. Mas todo esto no quiere decir que no tengamos muchos seguidores allí, no estamos arrepentidos de cómo han ido las cosas.”