Durante los últimos días hemos publicado varios artículos de bandas más o menos noveles que tienen en común su intención de formar parte de la plataforma de autogestión que ha impulsado Manu, cantante de los metaleros Othar. Se habló de ella durante la entrevista a Antonio Miguel Carmona, representante político del PSOE en el Ayuntamiento de Madrid, y su impulsor adelantó la denominación de Ruta Rock. Cuestiones de derechos y coincidencia nominal obligan de momento a  buscar otro nombre, pero el impulso sigue ahí.

Durante la próxima semana publicaremos las correspondientes notas sobre Othar y Esclavitud, las dos formaciones más veteranas que integran este colectivo, y que por cierto actuarán juntas en breve. Hoy toca finalizar las reseñas del resto de compañeros, tras la ya abordadas de Tripoly, X-Trueno, Bajo Cero y Skell. Queda pendiente nuestra particular investigación sobre Latido, pero demos la bienvenida a LosMejoresRock.com a Milagroso Max y Sukra.

Milagroso Max procede de la localidad toledana de Quintanar de la Orden y es un quinteto firmado por Manu y Boti a las guitarras. El primero procedía de Falso Profeta y el segundo de Mücke, siendo común su deseo de montar un proyecto propio, al que pronto se sumaron Javo a la batería y Espe en el bajo.

En un principio su Post Metal carecía de cantante, pero ya hay quien defiende la música desde el micrófono, y su nombre es Carlos. Otra etiqueta posible sería la de Nu Metal, aunque ellos prefieren definir las canciones que integrarán su primer EP como de “guitarras rotas, bases contundentes y melodías cargadas de reverb“.

Por su parte, los madrileños Sukra han pasado por todas las opciones posibles de promoción, como concursos de grupos (la madrileña sala Silikona, el extinto TAF de Móstoles e incluso el inenarrable Emergenza), fiestas populares de los distritos de la capital o ciudades de la Comunidad de Madrid (Vallecas Villa, Moratalaz, Getafe) o el habitual circuito de salas (We Rock en su día, Hebe, TUK…). Su trayectoria ha dado mucho de sí desde su primer concierto en 2006 en el festival Pitorrock de la ya citada Quintanar de la Orden.

Hacia 2014 pararon su actividad durante cerca de año y medio por el cambio de su batería y la composición de nuevos temas. Posteriormente se incorporó su nuevo bajista, Yordan.

Leo Cebrián Sanz

Fotografía Milagroso Max: Iván Miñarro.