El bajista Javi García (ex Lords Of Black) ha empezado hace unas semanas, en su página de Facebook, una campaña contra los medios de prensa musicales con diferentes mensajes en los que nos menosprecia, minusvalora y ataca sin piedad. De paso, como es el caso que reproducimos, se pone de parte de las promotoras en el actual debate de por qué no acreditan ya a muchos medios de Rock.

El mayor desprecio sería no hacer aprecio, eso lo sabemos todos; pero preferimos que leáis su último ataque de rabia para que valoréis, estimados lectores. García: Si querías publicidad y/o notoriedad, aquí la tienes.

Venga, a tomar por… ¿Pero a quién coño le importan vuestras “crónicas” (comillas por favor) de conciertos en vuestro medio? Aparte de los miembros de la banda a la que vais a cubrir (y sus novias y amigos cercanos), ¡ya me diréis a mí quién se fía de lo que publicais! ¡Tenéis menos credibilidad que Falete haciendo la dieta de la alcachofa! (Aparte de que no las lee ni el Tato…)

 A los que os dan pase porque debéis un favor y no tenéis los santos cojones de si el artista en cuestión la caga, ¡decidlo a las claras! ¡No hay huevos! (o a la próxima se jodió el pase). Y a los que no os dan el pase porque queda la esperanza de recibirlo algún día después de que lean lo bonito que has puesto al artista en cuestión de la promotora a la que pretendes sablear en el futuro. La de conciertos paupérrimos a los que he asistido y luego leído “crónicas” en tal o cual medio y todos callados como putas, con una actitud más que comedida, tratando de no morder la mano que os da de comer… ¿Periodismo? LOS COJONES.

Por cierto, a los Maiden les suda la minga vuestra facilidad y don de palabra en las redes, y a los que traen a esa gente a tocar, también. Pero, por si no lo sabíais… ¡AL PÚBLICO TAMBIÉN! Yo me parto el cojón con vuestras “impresiones” en forma de crónica. Si las leo es entreteniéndome en el WC, por ver la cantidad de “giros” dialécticos que dais para camuflar y no decir nada en sí mismo. Es lamentable leer una crónica de un concierto hoy en día (si la lees a modo informativo y no como yo, que me lo tomo como si fuera la “Rue del Percebe 13”, en cuyo caso es más divertido que un “Mortadelo” o ver un episodio de “Padre de Familia”, ¡no hay color!)

¿La mejor crónica? Mi propia vivencia. Si no, la de aquellos que han pagado por ver el bolo y no tienen amigos en las bandas (el melón del amiguismo y como algunos medios comen pollas a los artistas dejándolos bien a toda costa es otro melón que hoy no toca abrir). Generalmente la opinión de esta gente IMPARCIAL dista mucho de la de los medios “profesionales” (¡Joder! ¡CÓMO ME GUSTAN LAS COMILLAS!)

En serio, ¿pedís pase para redactar estas sandeces? La palabra PERIODISTA está ofendida. ¡Ya está bien joder! Sinceramente, me alegra que los promotores empiecen a poner fin a esto, ¡YA TOCABA! Y, como dice un colega: “La prensa musical del rock-metal de este país, ni es prensa ni es musical” ¡AMÉN!

 

(Nota de la redacción: Como Javi será muy buen bajista pero eso no conlleva escribir bien, nos hemos permitido retocar algunos signos de puntuación y otros pequeños detalles).