Mañana viernes 1 de febrero será un gran día para Malas Intenciones, ya que el grupo presenta oficialmente su primer disco, titulado como la propia banda. Será en la céntrica sala El Sol y la fiesta contará con algunos invitados sorpresa. El Rock and Roll festivo de estos cuatro madrileños no responde a etiquetas preconcebidas, sino que bebe de las mismas raíces clásicas que Burning, Tequila, M-Clan, Fito o Rulo, por fijar algún tipo de coordenada que ilustre a quienes no les han escuchado. En este sentido, resulta significativo que el nombre de su productor sea José Nortes, cuya experiencia previa remite a Miguel Ríos, Ariel Rot, Coque Malla o los tan ahora de moda Morgan. De cualquier modo, su mezcla del sonido norteamericano de un Tom Petty con las esencias más castizas es propio de Malas Intenciones, de nadie más.

Miguel A. Robledano (voz y guitarra), Toni Sarmiento (guitarra), Rober Burón (bajo) y Sergio Tirado (batería, también en Elder Shaker) interpretan con vehemencia y entusiasmo sus letras de experiencias cotidianas y sentimientos universales. Casi sin buscarlo en 2017 se vieron tocando en The Cavern, el mítico local en el que debutaron The Beatles en Liverpool (Inglaterra), como premio por su participación y triunfo en el EDP RockAndRoll Madrid Maratón, cuyo concurso les dio además la oportunidad de actuar en plena Puerta del Sol.

“Malas Intenciones” ha sido grabado con el regusto propio de los instrumentos y amplificadores vintage. Su primer videosingle fue “Rock animal” y pronto comenzaron a patearse los escenarios de Madrid capital, alguna localidad vecina como Las Rozas, Navalafuente o Leganés con motivo de las fiestas patronales, y fechas sueltas en Guadalajara, Toledo u Olmedo (Valladolid). En varias ocasiones han hecho conciertos de versiones de Rock nacional, pero estaba claro que su objetivo era dar forma a un repertorio propio, que se sustancia en los once temas de su debut oficial.

Las siguientes destinos de su gira española son Zaragoza (viernes, 1 de marzo) y Barcelona, un día después.

Leo Cebrián Sanz