“Me estoy quitando, me estoy quitando. Solamente me meto de vez en cuando”. Así cantaba Robe, de Extremoduro, en la versión del grupo Tabletom que incluyó en el disco “Agila”, editado en 1996. Hasta ese momento, muy pocos conocían a esta banda malagueña que desde finales de los años 70 llevaba rompiendo las etiquetas musicales desde la capital de la Costa del Sol. Estos auténticos precursores de la fusión de estilos editaban sus discos sin que éstos apenas tuvieran trascendencia fuera de su escena local. La falta de éxito en las ventas de sus LPs no limitaba su rumbo artístico, ya que en sus grabaciones se experimentaba libremente con el Jazz, el Blues, el Rock, el Reggae o el Flamenco.

Al frente de Tabletom estaba Roberto “Rockberto” González, un vocalista de rasposa garganta, con una personalidad similar a la de Silvio Melgarejo, el “Silvio sevillano” del grupo Barra Libre. Ambos personajes eran proclives al exceso y de alguna forma tuvieron un final similar, pero también ambos dejaron una huella enorme por su carácter irrefrenable y espontáneo. Su aportación artística gana terreno conforme va pasando el tiempo, ya que este tipo de personalidades andaluzas tan geniales brillaba en el escenario con una singularidad realmente difícil de encontrar en otro tipos de creadores más previsibles.

La Málaga más heterodoxa y libertaria se acuerda mucho de “Rockberto”, como lo prueba que desde 2014 se realice por estas fechas un concierto de homenaje en la Plaza de San Pedro de Alcántara. El lugar no es casual, ya que está presidido por una efigie del músico en recuerdo a sus paseos por esta zona de la ciudad, situada en pleno casco histórico.

La escultura fue instalada a finales de 2013 y honra la memoria de “Rockberto”, un recuerdo permanente que se acentúa a las puertas del verano con el acto organizado por Plaza Activa, una asociación que vela por la dinamización del entorno de la zona externa del centro de Málaga. El Área de Juventud del Ayuntamiento  y la Sociedad Blues Málaga colaboran en esta iniciativa, que se celebra hoy jueves 14 de junio a las 20:00 en la propia Plaza de referencia.

Para quienes quieran conocer más a fondo la historia de Tabletom, nada mejor que tratar de localizar en las plataformas de pago por visión el documental “Todos Somos Estrellas”, realizado en 2013 por Juan José González, Salvador Marina y Salvador Sepúlveda. Se trata de un valioso documento que testimonia la génesis y evolución de esta singular formación… y de su no menos singular cantante.

Leo Cebrián Sanz