Una vez más se le ha preguntado a Gene Simmons, bajista y cantante de KISS, por nuevas tecnologías, y respecto a escuchar música por medio de Spotify ha dicho:

“Buena suerte para ellos, pero yo no lo defiendo. Creo en la economía de libre mercado. Apoyo a Taylor Swift, a Metallica y a quien sea que no quiera entrar en ese juego.”

Continúa Gene: “Mira, a mí no me afecta. Soy un bastardo rico y estoy bien. Tenemos nuestros seguidores y nos lo demuestran, vendemos camiones y camiones cargados; entre licencias y merchandising vendemos más que The Beatles y Elvis Presley. Pero imagina que estás en una nueva banda, amas tu música y lo que haces… y no puedes hacerlo, no vendes. No hay más. No puedes tocar porque no te conocen y, como no vendes, no te puedes ganar la vida. Así que el músico vive en el sótano de su madre y tiene que trabajar en otra cosa mientras los chavales escuchan su música gratis. La gente que ha matado a todos los grupos nuevos es el público, los seguidores; no han sido los EE. UU. corporativos ni los alienígenas… Los mismos que aman la música se han cargado la música.”

Sigue Simmons: “Recuerda cuando Radiohead dijeron a la gente que pagara la voluntad por su disco. Lo hicieron esa vez. ¿Lo han vuelto a hacer? No, porque no funciona.” (Radiohead vendió en su web mediante descarga el CD ‘In rainbows’, de 2007, y no exigía cantidad mínima por ello).

“Cobra a la gente, hazle pagar, porque esto es comercio y lo otro es caridad. Una vez que ganes dinero, entonces decidirás si quieres hacer caridad. Pero no quiero que la gente decida por mí si tengo que ser caritativo o cuánto tengo que regalar. ¡Cuántas veces he tenido que escuchar a un niño con pecas en la cara decir: ‘Oye, tú eres rico, tú no necesitas tanto dinero’. Escucha, imbécil, no te he pedido tu opinión, ¡tú qué sabes cuánto dinero necesito o no! No necesito a un niñato para que me diga lo que requiero para vivir.”