El guitarrista de Slayer, Kerry King, ha opinado respecto a matanzas como las de la discoteca de Orlando –EEUU- y la sala Bataclán de París:

-“El mundo es un lugar asqueroso. Aunque me encanta vivir y ser parte de esta destructiva raza humana, que tiene muchos fallos todavía. Cuando sucedió lo de Francia, hacía una semana que habíamos estado allí. Luego llegaron los atentados de Bélgica y justo también habíamos pasado por allí. Pero no me preocupé. No, porque entonces estaría cediendo a lo que esta gente pretende lograr. Creo que hay seguridad. Pero eso no va a evitar que a alguien se le vaya la cabeza y se ponga a disparar a todo el mundo en cualquier lugar. Puede ser en mi concierto o no. Sólo puedo prepararme ante eso y luego olvidarlo.”