El dúo gallego que integran Drake Brenno (voces y batería) y Alëksa Kaos (voces y guitarras) ha dado la patada en la puerta del género y presenta su primer disco, ‘And Kill the Worms’, en el nuevo formato de moda del “hazlo tú mismo”: los videoclips. Ya dieron a conocer los precedentes ‘Drunk with power’ y ‘War’ y el tercero de la serie de seis con la que completarán el repertorio de su EP es ‘Human bastards’, esta vez en directo. Su oda al escalón más alto de la pirámide evolutiva no deja lugar a la duda: “un grito visceral en el que ha salido nuestro profundo odio hacia el género humano. No hay lugar para bonitas palabras”.

En su campaña contra “la podredumbre del Rock ‘n’ Roll moderno”, este primer trabajo ha sido grabado por ellos mismos en su garaje y autoeditado a través de su sello Suburban Attack. El demoledor dúo, que algunos comparan a The White Stripes y nosotros a los pujantes Niña Coyote eta Chico Tornado, nace con una vocación tan subterránea y antisocial como la de tres de sus referentes: Discharge, GG Allin y Celtic Frost. Semejantes coordenadas apuntan a un mapa de Punk clásico y Metal contundente, con una permanente cara de “qué pasa contigo”.

Trabajan con una desafiante independencia de criterio, proyectando una vehemencia muy directa respecto a “la columna vertebral de un trabajo visceral”: “odio, violencia, alienación humana y ataques a la escena del Rock”. Riffs, gritos y sudor sacian a sus seguidores, que aumentan poco a poco gracias a esa facilidad para viajar y tocar en cualquier lugar que les proporciona su económico formato grupal. Europa les espera y, entre medias, todas las ciudades por las que puedan arrasar partiendo de su Galicia natal.

Leo Cebrián Sanz